13414033_1095417340526099_1402664885_n

El sector patronal del país declinó tomar una postura a favor o en contra de los matrimonios igualitarios pero aseguró que los empresarios se pronuncian por el respeto a la dignidad de las personas y que en las empresas mexicanas está superado en términos generales el tema de la discriminación laboral por causas de orientación sexual.

Luego de la polémica y expresiones de protesta en apoyo y en contra de la iniciativa del presidente Enrique Peña Nieto de reformar el artículo cuarto de la Constitución para que se puedan realizar matrimonios entre personas del mismo sexo, el presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), Gustavo de Hoyos Walther,señaló que los integrantes del sindicato patronal acordaron no tomar una posición pública como organización y que sean los socios en lo individual quienes definan sus posturas según sus convicciones.

“Como sindicato patronal no hemos adoptado ni vamos a adoptar una posición particular en favor o en contra de quienes tienen una convicción en uno u otro sentido. Lo que sí tenemos como una postura indeclinable es el respeto a la dignidad de la persona según sean sus propias convicciones”, aseguró el dirigente.

En entrevista, destacó que una de las premisas fundamentales establecidas en los tratados internacionales en materia de dignidad de la persona tiene que ver con la no discriminación por razones de creencias religiosas, convicciones políticas u orientaciones sexuales.

“Afortunadamente en ese sentido hay una convicción en todas nuestras empresas de que no debe ser ese factor el que influya, de ninguna manera, ni en términos de contratación, ni de promoción de oportunidades. Creo que en esto hemos avanzado mucho como país y me parece que podemos decir que, puede haber una excepción, pero en términos generales creo que con mucho está superado un tema de discriminación en ese sentido”, aseguró el dirigente.

– ¿Entonces usted diría que sí se cumplen estos tratados internacionales en México?

– No lo hemos censado, pero me atrevería a señalar que en las empresas que forman parte de la Coparmex hay un respeto pleno, indeclinable, por lo que es la no discriminación en todas sus manifestaciones, en razón de origen étnico, preferencias políticas, genero y preferencias sexuales de las personas.

Share this...
A %d blogueros les gusta esto: